Los dulces que no pueden faltar en una fiesta infantil

En una fiesta infantil hay muchos productos que no pueden faltar, como por ejemplo las cestas de chucherías. A todos los niños les encantan porque cuentan con un gran número de deliciosas chuches a las que nadie puede resistirse. A pesar de ello, en una fiesta para niños hay muchos dulces que no deben faltar para que la fiesta sea completa.

Los mejores dulces para una fiesta infantil

Además de la deliciosa cesta de chuches, repleta de caramelos, gominolas, chocolates, etc., no hay que olvidarse de otras propuestas como por ejemplo la tarta si se trata de una fiesta de cumpleaños.

Es el dulce clásico por excelencia y puede ser de mil y una formas e ingredientes diferentes. Con formas específicas o la clásica de aspecto redondo. De bizcocho, merengue, fondant... hay infinidad de opciones entre las que elegir y con las que sorprender a todos los peques.

Las galletas caseras son otra de las alternativas que puedes tener presentes para una clase de fiestas como estas. Una ventaja con ellas es que hay infinidad de moldes para darles la forma que queremos y los ingredientes permiten tener el sabor que más nos gusta.

Otro delicioso dulce es el cupcake, muffins decorados de formas muy coloridas o incluso con caras divertidas para darles un aspecto fantástico. Finalizamos con los cake pops, otra de las grandes tendencias. Permiten infinidad de personalizaciones diferentes e incluso utilizar productos tan deliciosos como pueden ser la fruta y el chocolate, con lo que hacer las delicias de todos los pequeños.